VanidadesCerrar
Email WhatsApp Compartido por 14 personas

Moda

Nace una It Bride: Los detalles del vestido de novia de Nicole Putz

El próximo otoño la influencer chilena Nicole Putz entrará a la iglesia con un vestido firmado por Javiera Jordán que incluirá velo y una cola de siete metros. Será “una obra de arte”, que seguro se convertirá en una pieza icónica para la moda local.

Por Por: Vanina Rosenthal Fotografías: Verónica Puentes
Nace una It Bride: Los detalles del vestido de novia de Nicole Putz

La relación entre Nicole Putz y Javiera Jordán no es nueva. Surgió cuando la it girl daba una charla y la diseñadora se acercó para presentarse y mostrarle alguno de sus trabajos.

El “click” fue inmediato y se convirtieron en una dupla en la que las dos sienten que sacan la voz, y que comunican a través de la ropa: “Creo que ella me interpreta mejor que nadie. Mi cuota de rebeldía, mi gusto por lo clásico y también mi carácter se ven representados en sus diseños”, dice la influencer chilena que aman las mujeres y también las marcas de lujo.

Antes de ser la elegida para hacer este vestido de novia, y también antes de ser la diseñadora que enamoró a Kate Moss con su vestido negro de plumas de avestruz, Javiera Jordán estudió arquitectura y arte. Llegó a la moda después, cuando sintió que la vocación le brotaba por los poros… y no le quedó más alternativa que escucharla. “Siempre hacía vestidos, hice el de mi graduación, y para lograr el peso que necesitaba en el escote, le puse una piedra”, recuerda. Esa irreverencia y sobredosis de creatividad es la que precisamente ama Nicole. Y en la que confía a ojos cerrados. Tanto, que más de una vez recibió el diseño minutos antes de tener que usarlo, y sin siquiera habérselo probado.

Desde entonces han recorrido un largo camino juntas (que incluye los looks de Maldita moda y el modelo que lució en la gala de Viña) y aunque para todos era obvio que sería la elegida para el matrimonio de su musa y amiga, lo cierto es que fue la última en enterarse. “Mis papás pensaban que tal vez querría un diseño de Carolina Herrera, un Vera Wang… pero no. Nos juntamos a almorzar, le mostré una referencia de Pinterest y en ese mismo momento empezó a bocetear. Era obvio que tenía que ser ella”, cuenta Nicole, y entre las dos se atreven a contar algunos detalles del modelo:

“Será una obra de arte, con velo y siete metros de cola. Nada de encaje porque no nos gusta y tendrá un toque bien moderno. Quiero que sea con mangas porque hará frío. El ramo será de orquídeas y lo único que no hemos definido son los zapatos, pero seguro no serán blancos”.

La fiesta será en el Hotel W y la madre del novio es la encargada de hacer los regalos que recibirán los invitados. Los perros no solo estarán en el evento, sino que tendrán un papel protagónico y formarán parte del retrato familiar después de la ceremonia. Pero, además, habrá un servicio especial para que los asistentes (unas cien personas muy cercanas a la pareja) puedan ir con sus mascotas, que serán cuidadas y alimentadas durante el evento por personal especializado.

“Muchas personas, como Nico, llegan a mí con una idea y yo la tengo que respetar. Una es también un poco psicóloga en estos casos, porque en toda mujer hay también una niña que guarda muchas fantasías, y el vestido de novia tiene que representar de alguna manera esas fantasías”, comenta Javiera en su nuevo atelier, que se esconde detrás de un portón en una de las mejores ubicaciones de Providencia.

Allí Nicole mira las telas y se prueba algunos modelos: “Es la primera vez que me visto de novia sabiendo que voy a casarme, y es especialmente emocionante. El vestido es ‘muy Javi’ pero también muy mío”, dice mientras juega con algunas coronas.

Javiera está convencida de que será un diseño que dará que hablar:

“Mis novias son mujeres que tienen algo que decirle al mundo. No vienen para cumplir el mandato social ni el sueño de su abuelita o su mamá, sino sus propios sueños”.

Habrá que esperar al próximo 4 de mayo para conocer el proceso terminado.

Comenta este post

cerrar