VanidadesCerrar
Email WhatsApp Compartido por 0 personas

Tiempo libre

Mujeres power

Cuando vi la portada de este libro me llamó la atención porque me recordó una imagen que no se donde había visto, luego vino a mi memoria una de las carta del tarot. Se parecía a la de La Emperatriz con toda su fuerza generadora y creativa. Esperaba encontrar una historia media new age pero […]

Mujeres power

Cuando vi la portada de este libro me llamó la atención porque me recordó una imagen que no se donde había visto, luego vino a mi memoria una de las carta del tarot. Se parecía a la de La Emperatriz con toda su fuerza generadora y creativa. Esperaba encontrar una historia media new age pero la verdad me sorprendió que la autora de Flores en el Desierto, Rocío Trejo, nos hablara de la mismísima realidad. También de las vicisitudes de cientos  de mujeres que para trabajar y alcanzar el éxito han debido atravesar verdaderos caminos de espinas.

Con título en administración de empresas y especializada en recursos humanos  Rocío relata su experiencia como espectadora de primera línea de las frustraciones femeninas en el campo laboral. También nos cuenta de alentadores ejemplos de aquellas que se atrevieron y triunfaron no jugando como hombres sino con lo que las hace casi “bichos raros”; su femineidad. Literalmente mujeres que se sacaron el traje gris y negro y lo cambiaron por vestidos alegres y más coquetos como un símbolo de la visión y aporte que podían hacer a su área. La diferencia tenía algo que aportar.

En forma dinámica y entretenida nos va contando anécdotas y experiencias de mujeres realmente inspiradoras. Como la de Ursula Burns, una afroamericana de 52 años con todo en contra – se crió en la marginalidad en el barrio Bronx-  que ascendió por sus méritos hasta un importante cargo que la puso a la cabeza de la transformación de Xerox.  Con historias de lo que ocurre con algunas féminas en lejanos destinos como Rusia y entrevistas a autoridades locales como la ex ministra del Sernam y actual de educación Carolina Schmidt, nos va mostrando algunas alternativas para avanzar y no perdernos en el intento por triunfar en un mundo de hombres. La idea es que sea cada vez más mixto y haya más tacos altos y rouges rojos liderando las empresas..

También puede interesarte

Comenta este post

cerrar